Translate

23 junio 2011

Jazztel vs Telefonica

Despues de más de 4 años con el ADSL de Telefónica con una velocidad de 3 Megas, porque la localidad donde vivo esta justo enmedio de dos centrales, con velocidad de Bajada/Subida máximas de 384/40 Kb/s y medias de 320/36 Kb/s al desorbitado precio de 55 euros/mes (llamadas a fijos gratis), tengo que ser yo (no la propia compañía) el que descubra que está operativo en mi zona el ADSL 2+ y que por fin ya tengo cobertura de 10 Megas, tras dos días con tres llamadas al 1004 y una atención pesima consigo la ampliación de velocidad y llamadas gratis fijo a movil 50 min/mes entre semana y 500 min/mes sábados y domingos por el excesivo precio de 65 euros/mes sin posibilidad de promoción alguna. Pasa una semana y no me tramitan el cambio, ni un triste correo electrónico, ni un misero SMS y no dejo de pensar que son estos los que quieren hacer un ERE masivo teniendo pingües beneficios.

Entro en una web de comparativas ADSL y viendo las distintas ofertas me decanto por Jazztel, entro en su web y pulso sobre el botón para que me llamen de inmediato, la primera impresión es el exquisito trato por parte del comercial, al alargarse un poquito la llamada me sorprenden con un regalo de varias noches de bono-hotel, contrato 10 Megas, "Sin Permanecia", con velocidad de Bajada/Subida máximas de 1280/128 Kb/s y medias (comprobado) de 1066/89 Kb/s además de 60 min/mes gratis para llamadas de fijo a movil, cualquier dia y para siempre (llamadas gratis entre fijos como todas) por el competitivo precio de 41 euros/mes el primer año y despues 52 euros/mes. Saquen sus propias conclusiones.

1 comentario:

blankzafir dijo...

Este es el trato que nos espera cuando contratamos servicios con entidades de las que no conocemos su cara, cuando necesitas respuestas a tus inquietudes no hay nadie allí detrás de la línea y no consigues "ni un triste sms".
Respecto al ERE por lo menos el Gobierno se pronunció y ordenó que la compañía debía hacerse cargo de las prejubilaciones y esto costará a Movistar más de 400 millones de euros. Un punto para el Gobierno.